Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información (X) Aceptar

NOTICIAS

Facebook YouTube RSS Twitter

El puerto deportivo facilita a los taxistas del municipio el abastecimiento de gas licuado de petróleo.

23/03/2015 Delegación de Movilidad y Transporte
El puerto deportivo facilita a los taxistas del municipio el abastecimiento de gas licuado de petróleo.

La alcaldesa de Benalmádena, Paloma García Gálvez, ha presidido hoy la firma de un acuerdo de colaboración entre el Puerto Deportivo y la asociación local de Radio Taxi para facilitar a los profesionales locales el abastecimiento de Gas Licuado de Petróleo (GLP). Un combustible menos contaminante y más económico que la gasolina del que existe un surtidor en el recinto portuario para el suministro de la flota de vehículos del Puerto y del transporte público municipal. A partir de la firma del convenio, los taxistas benalmadenses también podrán beneficiarse de dicho abastecimiento, lo que les permitirá no tener que desplazarse hasta otras localidades para llenar el depósito. La regidora, que ha estado acompañada por los concejales de Puerto y Transportes, Adolfo Fernández y Rafael Obrero, respectivamente, ha suscrito el acuerdo con el presidente del colectivo de taxistas, Juan Miguel Martín, y ha destacado que “este es un ejemplo más de la apuesta y del compromiso del Gobierno municipal con este importante sector del taxi, integrado por más de 300 familias benalmadenses”. “Estamos muy satisfechos de este acuerdo, que permitirá a los profesionales del municipio una mayor comodidad y menos kilómetros de desplazamiento para abastecerse de Gas Licuado de Petróleo, un combustible menos dañino para el Medio Ambiente”, ha apuntado García Gálvez, que ha añadido que con esta iniciativa “damos respuesta a una de las demandas del sector”.

El convenio, que tiene inicialmente una vigencia de un año, estipula, entre otros acuerdos, que el Puerto Deportivo facilitará a los taxistas el acceso a sus instalaciones y, en concreto, a los surtidores que se encuentran en las mismas, con una tarjeta identificativa que recogerá el número de matrícula y de licencia para abrir la barrera principal de la zona. Los taxistas podrán repostar durante todo el día y el precio del GLP estará fijado por las recomendaciones de REPSOL, tomando como referencia otras estaciones en las que se suministra dicho combustible.