Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información (X) Aceptar

NOTICIAS

Facebook YouTube RSS Twitter

Reunión sobre la Ley de Dependencia

30/10/2007 Alcaldía
Reunión sobre la Ley de Dependencia

El alcalde de Benalmádena, Javier Carnero; y el concejal de Bienestar Social, Francisco Salido, han participado en un encuentro en Antequera con la consejera de la Junta de Andalucía para la Igualdad y el Bienestar Social, Micaela Navarro, sobre la aplicación de la reciente Ley de Dependencia. "Hemos querido estar presentes en este encuentro para articular una respuesta y aplicación ágil de esta ley en beneficio de los ciudadanos para los que gobernamos", declaró el alcalde. "Los municipios no son sólo espacios para vivir, sino también para residir y convivir, y en este aspecto la Ley de Dependencia viene a ayudar mucho", valoró el alcalde.


"En el encuentro hemos resuelto muchas dudas sobre el funcionamiento y aplicación de la ley", señaló Francisco Salido. El concejal también destacó la intensa labor informativa realizada entre los vecinos para dar a conocer la Ley de Dependencia. "Desde mi llegada a la Concejalía de Bienestar Social ya se han tramitado un total de 260 solicitudes de vecinos para acceder a las ventajas de la nueva ley, mientras que en los meses anteriores de 2007 apenas se cursaron 18", destacó el concejal. En este sentido, el personal de Bienestar Social sigue recogiendo solicitudes e informando a los vecinos sobre la nueva ley. "Como es una ley de nueva implantación, se espera que vaya a más en los próximos meses tanto en aplicación como en ventajas y ayudas", aclaró Salido. Tras recoger las solicitudes, el personal especializado determinará cúales son aptas para su adhesión a la Ley de Dependencia.



A partir del próximo noviembre, el Ayuntamiento renovará su convenio de colaboración con la Consejería de Bienestar Social. "Este convenio, a su vez, implicará contar con más personal para la correcta aplicación de la Ley de Dependencia", explicó Francisco Salido.


La Ley de Dependencia implica una serie de ayudas y servicios para todas aquellas personas con problemas físicos o psicológicos que les impidan poder realizar su vida cotidiana por si mismos. En este sentido, la Ley distingue tres grados distintos de dependencia: gran dependencia, dependencia moderada y dependencia severa. "Las personas designadas como grandes dependientes podrán acceder a teleasistencia, ayuda a domicilio (que actualmente concede el Ayuntamiento a través de Bienestar Social, pero que ahora podrá ser cofinanciada con la Junta de Andalucía), atención residencial, posibilidad de estar alojado en un centro de atención diurna o de atención noctura, prestación económica para el cuidado en el entorno familiar...", detalló el alcalde.


"Hay que aclarar que la nueva ley nunca obliga a recibir prestaciones que no se deseen por parte de las personas dependientes o los familiares", puntualizó Francisco Salido.


El personal de Bienestar Social revisa actualmente las solicitudes de grandes dependientes, y Salido anunció que en 2008 comenzará la revisión y estudio de las personas con dependencia moderada.